Conceptos básicos

 Conceptos compartidos por Marta Cela y Toni Grau:

  •  El amor: el amor no es una emoción, es un estado de consciencia. Por lo tanto, no debemos temer que se termine, solo debemos elegir vivirlo.
  • La paz: Si estamos en búsqueda de la paz, jamás será alcanzada. La paz, es un estado de consciencia, que se consigue cuando la persona está en armonía consigo mismo, viviendo como perfecto todo lo que acontece en su interior y en su exterior.
  • La felicidad: La felicidad, como es anhleada, es un estado de consciencia que se consigue cuando la persona es capaz de aceptar con amor todo lo que la vida le trae, sin juzgarlo como bueno o malo, simplemente entendiendo que si está ocurriendo es lo mejor para esa persona.
  •  Aceptación: Como la propia etimología indica, hace referencia a emprender la acción de aprobar o dar por bueno. La propia naturaleza del corazón, trata de incluir precisamente todas las experiencias, todas las emociones, y en definitiva todo aquello que acontece en la vida. Es la mente, la que trata de seleccionar lo que es aparentemente “bueno” o lo “malo”, sobreponiéndose a la naturaleza del corazón, instaurando una nueva realidad o creencia, conduciendo a la persona a un camino más doloroso. Desde ésta realidad, entendemos que toda emoción y toda experiencia necesita ser abrazada y aceptada por la persona que la experimenta.
  • Sanar: la palabra Sanar, implica que alguien está enfermo o que algo está mal. La propia etimología nos dice que la palabra sanar viene del latin sanare (restaurar la salud) y de sanus (sensato,sano, que no está loco). Es decir, que la palabra sanación, hace referencia a restaurar la salud en una persona que no es sensata, que está enferma o que está loca. Cuando decimos que tenemos que sanar algo implica el pensamiento de que hay que algo que no está está en su sitio correcto y por lo tanto surge la creencia de querer cambiar algo entrando en una lucha interna. Cuando alguna circunstancia en nuestras vidas no es como nosotros pensábamos, tenemos la necesidad de cambiarla rápidamente. Esa creencia es precisamente el origen del sufrimiento y de la enfermedad.

Cuando tomamos consciencia de que lo que nos ocurre es siempre lo mejor para nosotros, que la necesidad de cambiarlo era solo una creencia que no nos permitía abrazar esa parte nuestra, ocurre la verdadera SANACIÓN, que es darnos cuenta de que no tenemos nada que sanar.

  • Creencias:

    El ser humano constantemente forja nuevas creencias  sobre sí mismo tomándolas como verdaderas y materializándolas aunque sea de forma inconscientemente. Para forjar esas creencias, la persona se basa en dos fuentes de información, una de ellas intrínseca basándose en sentimientos, pensamientos, en el juicio que hace sobre las experiencias y en juicios mentales internos y otra fuente extrínseca basándose en opiniones de los demás y en juicios que le llegan del exterior.

    Las creencias, por lo tanto, son un producto de una serie de acontecimientos siendo el fruto de una información, que se presupone, tomándola como verdadera. El riesgo, es que al creer cierta información, creamos una realidad en base a esa información y por lo tanto acaba materializándose esa creencia plasmándose en la realidad.

  • Inconsciente Personal: La psique humana, se asemeja simbólicamente a un iceberg como Sigmund Freud difundió. Desde la superficie,  observamos la punta del iceberg; lo que no podemos ver a simple vista es todo el hielo que se encuentra debajo, pero sin embargo todo forma una sola pieza. Así es la psique, aquello que conocemos y vemos representa el consciente y lo que no podemos ver porque se encuentra camuflado es el inconsciente formando así la mayor parte de la psique.El inconsciente, es el mayor responsable de nuestros actos, nuestras conductas o de la toma de nuestras decisiones. No solamente tiñe nuestro comportamiento sino también nuestras emociones, nuestros pensamientos, nuestras creencias,  llevando las riendas de nuestra vida, sin ni siquiera darnos cuenta. Pensamos tener el control de nuestra vida, pero solamente tenemos el verdadero control, cuando tomamos consciencia de lo que se encuentra en el inconsciente, porque ahí es cuando la persona puede ver que todo fue fruto del personaje que un día forjó y al aceptarlo todo el personaje se disuelve.
  • Inconsciente Colectivo: Hace referencia a la gran fuente de información que une a todos los seres bien, sean humanos, animales, plantas, objetos, a las emociones, pensamientos, creencias, experiencias de todo el colectivo. Contiene toda la información de todo cuanto es y todo cuanto existe ahora, en el pasado y en el futuro, pues es atemporal. Es una gran nube de información que recoge toda la información los diferentes seres depositan en él.
  • Simbología: El inconsciente se comunica a través de los símbolos o la simbología. Esto lo podemos apreciar por ejemplo a través de los sueños o de las señales que la vida nos entrega respondiendo a nuestros pensamientos, también denominadas señales o a través de los síntomas que padecemos. Comprender el lenguaje del inconsciente y lo que nos quiere decir, abre las puertas a un nuevo y mágico mundo de toma de consciencia y por lo tanto de liberación.
  • Arquetipos: Son patrones de conducta establecidos, en los cuales las personas entran comportándose de una misma manera. Están ligados al inconsciente.El arquetipo englobaría todas aquellas conductas, pensamientos y sentimientos que todas las personas bajo la influencia de ése arquetipo y motivado por alguna experiencia tienen en común independientemente del tiempo, el lugar y el espacio en el que hayan entrado en él.

Algunos ejemplos son:

- La madre: Persona que cuida, alimenta y protege a otro ser que lo necesita, que percibe como más débil o que depende de ella.

- El salvador: Persona que se pone en encima de los demás, pensando que puede sacarles de una situación que se juzga como negativa y que en cambio, solo hace más débil a la persona que es salvada.

- La víctima: Persona que vive eximiendo la responsabilidad y culpabilizando al exterior de su propio malestar.

- El perpetrador: Persona que se pone por encima de los demás, perjudicándoles de alguna manera.

- El mártir: Persona que se sacrifica por los demás, esperando algo a cambio, bien sea reconocimiento, que los demás hagan lo mismo o por amor. Al esperar algo a cambio, no lo obtendrán, generando sufrimiento y frustración, haciendo la entrega condicionada.

- El vagabundo: Cuando una persona se siente desamparada y va en búsqueda de situaciones en el exterior constantemente con la finalidad de llenar su propio vacío interior. Pueden ser experiencias, emociones fuertes o vivencias que generan satisfacción.

- El huérfano: Persona que se siente desamparada en algún ámbito de su vida y que por lo tanto busca amor en los demás, no siendo responsable de sí mismo ni de su vida, siendo dependiente de los demás.

- El mendigo: Cuando una persona solicita o demanda algo emocional o material a los demás, cuando no es capaz de entregárselo a sí mismo, pero en cambio si desea y espera que los demás se lo entreguen.

- El chivo expiatorio: Persona que se la culpa de todo lo negativo.

  • Sistema Familiar: Son muchos los sistemas a los que tendemos a pertenecer, en el trabajo, con los amigos o con los compañeros del colegio o de carrera, pero el sistema que más influencia tiene sobre cada uno de nosotros, es el sistema familiar. Éste sistema es de suma importancia, dado que nos influyen directamente entre 5 y 6 generaciones atrás, sin ni siquiera ser conscientes de ello.El sistema familiar trabaja como una sola unidad, por lo tanto es frecuente que los miembros del sistema vivos, estén compensando energéticamente muchas de las cosas, que los ancestros realizaron en su día, que de no ser liberadas, producirán lo que llamamos bloqueos, dado que es la forma que tiene el sistema de encontrar el equilibrio. Los desequilibrios sistémicos, que se pueden realizar son: no aceptar y reconocer a los abortos, excluir a miembros del sistema familiar, los secretos, ponerse por encima de los demás (perpetradores) o cuando somos víctima de otros sistemas. Muchos de los abortos y ancestros necesitan ser reconocidos, ser vistos y aceptados sin ser juzgados, y cuando éste profundo acto de amor sucede de la mano de alguno de los miembros del sistema,  pueden recuperar el lugar que les corresponde y así poder descansar en paz. Si no están descansando en paz, se abrirán hueco en el sistema familiar a través de diversas sintomatologías o lo que éstos viven como conflictos en los miembros vivos. El equilibrio se encuentra desde la aceptación, el reconocimiento, la integración y el amor incondicional.
  • Vidas pasadas: Lo llamamos vidas pasadas, cuando realmente todas nuestras vidas están pasando simultáneamente, dado que el tiempo no es lineal. Es el cuerpo físico el que percibe el tiempo, el espíritu no. Nuestra alma, alberga a nuestro espíritu en todos nuestros cuerpos y es en el alma donnde queda grabada toda la información que el espíritu experimenta. Dado que el alma, tiene memoria, podemos acceder a través de la regresión a las memorias que alberga, siempre con un mismo objetivo, mejorar la calidad de vida a la persona que decide explorar su inconsciente.